Pambiótica, Ganadora del I Premio a la Innovación en la Empresa Familiar

La empresa extremeña PAMBIÓTICA S.L. se ha alzado hoy con el I Premio a la Innovación en la Empresa Familiar, creado por la Comisión Ejecutiva del Foro de Jóvenes de la AEEF, con el objetivo de reconocer aquellos proyectos de emprendimiento e innovación llevados a cabo en el seno de la empresa familiar por miembros de la siguiente generación.

Un premio que se enmarca dentro del almuerzo de Navidad del Foro de Jóvenes, que ha tenido lugar hoy en Cáceres, y que trata de visibilizar la labor y el papel de los jóvenes, poniendo en valor su aportación y relevancia en el desarrollo, crecimiento y continuidad de sus empresas familiares.

PAMBIÓTICA S.L., ubicada en El Balneario El Raposo, cultiva y produce especias y plantas aromáticas para condimentos e infusiones 100% ecológicas y dispone de un Sistema de Gestión de Calidad y Seguridad Alimentaria, en conformidad con los requisitos de la Norma Internacional IFS Food y de producción ecológica.

El Premio a la Innovación en la Empresa Familiar nace para poner de manifiesto el trabajo, el sacrificio y el intraemprendimiento de los jóvenes que permite a las empresas familiares adaptarse al nuevo contexto económico, diversificar su actividad, buscar nuevos mercados y competir en este entorno global.

Foro de Jóvenes AEEF

La Asociación Extremeña de la Empresa Familiar promovió la creación del Foro de Jóvenes en 2007 para orientar y facilitar información a quienes, pertenecientes a familias empresariales de Extremadura, puedan tener responsabilidades de gestión o de propiedad en las empresas asociadas.

De esta forma, a través de las actividades que se organizan a lo largo del año, los sucesores obtienen una formación específica sobre la problemática de las empresas familiares y, al mismo tiempo, adquieren sensibilización sobre la relevancia de su papel en el tránsito generacional. Con todo ello, el objetivo final que persigue la AEEF es mejorar los datos estadísticos, que advierten que sólo el 30% de las empresas familiares sobreviven a la primera generación.