La Sociedad Extremeña de Cardiología Recomienda a la población que llame inmediatamente al 112 si cree estar sufriendo un infarto

El miedo a contagiarse por coronavirus puede ser la causa del descenso del 40% en los infartos que se tratan a nivel nacional, por ello la Sociedad Extremeña de Cardiología hace nuevamente un llamamiento a la población para que ante cualquier síntoma de infarto se ponga en contacto de manera inmediata con el 112. En este sentido, desde la Sociedad Extremeña de Cardiología pone de relieve, una vez más,  que ““existen los mecanismos suficientes para que dichos pacientes sean valorados correctamente sin riesgo de contagio por COVID-19”.

Y es que la atención temprana en estos casos es vital ya que aumenta las posibilidades de supervivencia, reduce las secuelas y favorece la recuperación. En esta línea, la Sociedad Extremeña de Cardiología recuerda los síntomas de infarto más habituales tales como el dolor tipo peso en la zona del esternón, que no se modifica con los movimientos del cuerpo ni con la respiración si se prolonga más de 20 minutos y que puede extenderse hacia la mandíbula, el cuello y la espalda, el brazo izquierdo, y en algunos casos el brazo derecho. Además del sudor frío y mareo.

Desde que se instaurase el estado de alarma, el p asado 14 de marzo, la Sociedad de Cardiología de Extremadura viene observando una reducción drástica en el número de infartos que acuden a los hospitales, un hecho generalizado en todos los Servicios de Cardiología del país.  Unos datos que dejan ver que la población se está aguantando el dolor torácico y por lo que la propia Sociedad de Cardiología de Extremadura ya había mostrado su preocupación a principios del mes de abril.

Sociedad Extremeña de Cardiología

La Sociedad Extremeña de Cardiología es una asociación científico-médico adscrita a la asociación “Sociedad Española de Cardiología”. Entre sus fines y actividades se encuentra el de promover el estudio, la prevención y el tratamiento de las afecciones cardiovasculares en la región, así como los de coordinar y desarrollar programas científicos, de información y educación públicos, relacionados con los problemas cardiovasculares. Además, la Sociedad Extremeña de Cardiología defiende el cumplimiento de normas éticas en el ejercicio de la cardiología.